Barcelona, 15 oct (EFE).

Pedro Muñoz, abogado del sindicato Manos Limpias, que ejerce la acusación popular en la causa por el 9N, ha visto hoy «incómodo» al presidente catalán, Artur Mas, durante su declaración como imputado, ya que, en su opinión, «le temblaban las manos y movía permanentemente el pie».

En declaraciones a la prensa tras la declaración de Mas ante el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), Muñoz ha asegurado que por el lenguaje corporal del presidente de la Generalitat se percibían «claramente» los «momentos de incomodidad» que ha vivido durante el interrogatorio.

Según el letrado, al presidente catalán «le temblaban las manos», estaba «permanentemente moviendo el pie» y su abogado le ha dirigido varios ademanes para indicarle que dejara de hablar y que no interrumpiera al juez instructor, Joan Manel Abril.

El abogado de Manos Limpias, acusación a la que Mas se ha negado a responder, igual que a la Fiscalía, ha explicado que el presidente de la Generalitat ha iniciado su interrogatorio con la lectura de una declaración «de tipo político» que ha durado cerca de un cuarto de hora.

En esa alocución, según el letrado, Artur Mas ha asegurado que desde que el Tribunal Constitucional (TC) suspendió la consulta del 9N, la Generalitat se abstuvo de hacer cualquier gestión relacionada con el proceso, que siguió adelante en manos solo de voluntarios.

En opinión de Pedro Muñoz, sin embargo, de la instrucción del caso está quedando «claro» que la «logística» de la consulta independentista corrió a cargo de la Generalitat y que «el 9N no se habría llevado a cabo sin el apoyo» del gobierno catalán.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *